Realidad aumentada aplicada a la educación

Imagen procedente del informe Horizon Report - Edición Educación Superior 2016.

Imagen procedente del informe Horizon Report – Edición Educación Superior 2016.

La llegada de la realidad aumentada al ámbito educativo está siendo más lenta de lo esperado, fundamentalmente porque el desarrollo de esta tecnología no está marchando tan rápido como se preveía hace varios años (debido a su precio y complejidad). De hecho, si tenemos en cuenta el informe NMC Horizon Report sobre tendencias educativas, en la edición de 2010 se preveía que la implantación de la realidad aumentada en la educación superior se produciría en dos o tres años, idéntico plazo que se vuelve a estimar en la edición de 2016.

En primer lugar, conviene señalar que la realidad aumentada es toda tecnología capaz de añadir información digital a las cosas que percibimos en el mundo físico. Esto se traduce en el desarrollo de activadores (códigos QR, marcadores, imágenes, coordenadas GPS, objetos, etc.) que identificados mediante la cámara de un dispositivo tecnológico (smartphones, tablets, gafas inteligentes, vídeoconsolas, etc.) nos aportan una información adicional sobre lo que estamos viendo. Por tanto, es una tecnología que conecta el mundo virtual con el real.

Casos que ya aplican la realidad aumentada

Por poner un ejemplo más sencillo, son numerosos los museos de todo el mundo que ya han empezado a incorporar la realidad aumentada para que el visitante pueda conocer más datos o incluso disfrute de un modelo en 3 Dimensiones que se superponga a la imagen real de lo que está contemplando, ya se trate de una obra pictórica o un monumento escultórico.

Pero, como decíamos al principio, la implantación de la realidad aumentada está siendo algo más lenta en el ámbito educativo, a pesar del enorme potencial que se le supone. Entre otras cosas, porque se destaca la posibilidad de crear libros que incluyan activadores de realidad aumentada y, por tanto, sean mucho más interactivos, o de impulsar experiencias basadas en la geolocalización y formas de aprendizaje basadas en el descubrimiento de lo que se estudia.

Además, la realidad aumentada puede resultar muy útil tanto dentro del aula como fuera de ella, si por ejemplo se integra con plataformas de eLearning que apuestan por la implicación del alumno en el proceso educativo. Buen ejemplo de este tipo de herramientas son MyLab&Mastering y MyLab en español, desarrolladas por Pearson y que ya buscan una mayor interactividad de los alumnos mediante la integración con sus dispositivos móviles.

Tal como se puso de manifiesto el pasado mes de mayo en Barcelona, en un acto organizado por Augmented Reality Barcelona, existen múltiples iniciativas que trabajan en la implantación de la realidad aumentada en el ámbito educativo. Desde programas de la Universidad de La Salle que apuestan por el uso de esta tecnología en todo lo vinculado a la ingeniería, la construcción y la eficiencia energética, hasta ámbitos como los videojuegos en la de Dublín o experimentos con las Google Glass en la de Canterbury.

El NMC HorizonReport de 2016 también menciona otras aplicaciones basadas en la realidad aumentada que ya se están probando en el ámbito universitario, como las protagonizados por la Open University (sobre teletutoría), la Case Western Reserve University (sobre anatomía médica holográfica) y la North Carolina State University (sobre captura de vídeo interactiva de 360 grados y otras tecnologías de realidad aumentada destinadas a ser usadas en los laboratorios).

Descubre el catálogo Pearson 2016 de Educación Superior

Otros artículos que te podrían interesar:

– Descubre aquí otras abreviaturas y acrónimos en inglés

– Diez MOOC recomendados para docentes universitarios

– 10 apps para profesores de universidad

Mobile learning: nuevas posibilidades, nuevos retos

– Mindmaps o mapas mentales para facilitar el aprendizaje

Diez nuevas tendencias en educación

– Cinco principales tendencias de la educación 3.0

– ¿Cómo será la educación en 2035?

– Los 10 mejores profesores del mundo

Un pensamiento en “Realidad aumentada aplicada a la educación

  1. Pingback: Realidad aumentada aplicada a la educaci&oacute...

Deja un comentario